Tantos meses planeando el cumpleaños de mi hija y el mío de mis sueños y, por fin, se hizo realidad. No puedo más que empezar dando las gracias a todas las que habéis colaborado conmigo para hacer posible que Blanca y yo hayamos tenido una celebración conjunta que nunca olvidaremos. Gracias a Anahid, Bea, Suzanne, Eléo, Marta, Cristina, Anna, Marta, Marc y Ali . Gracias porque sin este gran equipo no habríamos conseguido que saliera todo mejor de lo que nunca habría podido imaginar.

Gracias a la decoración de la fiesta y montaje por parte de las chicas de Hip Hip Hurray. Yo les dije que unos globitos y mirad todo el arco tan precioso que me montaron. Una gozada volver a trabajar con ellas. En  seguida entienden qué es lo qué quieres y cómo hacerlo realidad.¡ A veces siento que hasta me leen la mente!

Así decoraron la mesa dulce principal dónde estaba la comida de los adultos: enmarcado por esa guirnalda de globos en distintos tonos junto con flores, organizaron a un lado lo salado y al otro, lo dulce para crear un rincón boho chic ideal.

En estas vistosas y elegantes campanas me colocaron los macarons de Francois Macaron. Todo un acierto para esta delicia de bocado dulce tan gourmande: macarons de coco personalizados con mi nombre y mi edad y otros, de chocolate con el nombre de mi hija y sus 4 añazos.

¿No os encantan? es el recuerdo perfecto para un día tan señalado.

¿ Y qué me decíis de mi rincón dulce con mi tarta preferida? Aunque adoro el chocolate, a carrot cake es mi pasión. Esta tan bonita es del Cookie Cake. La combinación del bizcocho de zanahoria con la crema de queso me chifla y más, si al verla resulta tan bonita decorada con esas preciosas rosas de pitiminí y ramilletes de paniculata.

Esto es justo lo que buscaba en mi naked cake: simplicidad y elegancia.

En la fiesta quería que hubiera mucho rosa, así que la bebida no podía ser otra que este batido de fresa.

Blanca y yo llevamos esa tarde un collar de lactancia a juego de Kidmishop  creado para la ocasión en tonos fucsia y rosa clarito.

Hacía tiempo que me hacía ilusión que lleváramos el mismo collar y que así, además, nos sirviera para acordarnos de este cumple. Me encanta la cara de felicidad de mi hija en esta foto. Está encantada…

Hay momentos únicos que una es difícil que capte si está pendiente del cumpleaños de su propia hija y el suyo, por eso estoy encantada y muy agradecida de que Anahid fotografiara  una ocasión tan importante para nuestra familia captando los pequeños y grandes gestos como la cara de emoción de estas dos abriendo su primer regalito.

O éste abrazando a su otra gran amiga Lucía. Me enternecen muchísimo estas fotos y creo que será un gran recuerdo para cuándo sea mayor. Ojalá hubiera yo tenido algo así a su edad…

Nunca dejo de sorprenderme de cómo los fotógrafos pasan desapercibidos en los eventos y luego de repente, te encuentras imágenes como éstas que inmortalizan el momento en el que yo, estresada, no encontraba las velas de mi tarta y decidí que había que dejarse de romanticismos y simplemente partir la carrot cake y punto. Entonces, se me acercó María José, mi amiga y me empezó a cantar cumpleaños feliz. Fue un pequeño gesto que me hizo mucha ilusión porque al no poder celebrar ese día con nadie de mi familia, echaba mucho en falta el calor de los míos, así que ese momento suplió el abrazo de mi madre o mi hermana. Creo que mi sonrisa sincera así lo demuestra.

Quizás os parezca un poco cursi eso de ir hija y madre a juego, pero a mí me hacía toda la gracia del mundo. Además, combinaban tan bien con estos pompones con los que me he quedado de recuerdo de esa tarde…

Mientras acababa de preparar todo para el cumple, me acordé de que tenía un poco de confetti en distintos tonos de rosas que me sobraba de la gran fiesta que montaron las chicas de Hip Hip Hurray. y me dije que quizás era una buena ocasión para sacarla para unas fotitos y me alegro mucho de haberlo hecho así.Creo que mis hijos fliparon de que su madre se soltara un poco la coleta por unos minutos y se decidiera a hacer algo “alocado”. A juzgar por su cara, diría que El Mayor no acaba de creerse el momento confetti,

Es difícil disfrutar de una celebración cuando tienes que encargarte de tantas cosas, pero lo cierto es que gracias a la ayuda de todo el equipo que me ayudó, pude pasármelo genial, con tensión porque todo saliera a la perfección, no voy a negarlo, pero disfrutando de todo el proceso.

Pero creo que no fui la única que disfruté. El Cuarto estaba embelesado viendo la tarta de su hermana de la cual ya os hablaré más el próximo día.

A veces, el querer estar tan pendiente de todo, te juega malas pasadas y me olvidé de cosas importantes como más platos y vasos o las palomitas rosas duces que quería. Por suerte, tenía a mi marido que me fue a por las cosas que me había dejado en casa. Puede parecer una tontería, pero en estos casos en los que una anda pelín histérica, para mí es fundamental contar con su apoyo.

Para amenizar el cumple, Kids de fiesta nos montó un taller súper chulo de coronas de Trolls, la temática del cumpleaños de mi hija. Ya me visteis en mi stories cortando tiras de tul los días anteriores. Era para hacer estas coronas tan monas que las niñas se llevaron de recuerdo y me consta que les gustó tanto que más de una se las llevó al cole al día siguiente.

Aquí tenéis el momento madres-hijas del taller: una preciosa estampa.

El local dónde celebramos el cumple es el Smileroom de la calle Entenca 6 de Barcelona del que ya os he hablado aquí por sus casales de verano o aquí por sus eventos. Me encanta porque es muy grande y tiene varias áreas claramente diferenciadas que dan muchísimo juego: la principal dónde hice la merienda, una intermedia de juegos y otra al fondo con el suelo de césped artificial dónde los de Mundo Tipis me montaron este rincón de juego con el tipi rosa tan bonito, las luces y las mantitas dónde Anahid nos inmortalizó.

Me hacía ilusión meterme dentro y saber lo que se siente una niña cuándo está dentro. Ellas se lo pasaron divinamente con sus collares y sus historias de princesas.

Hubo momentos de todo hasta de entrega de inesperados regalos de cumple. ¡Gracias, Inés! ¡Qué detallazo!

Satisfacción es la palabra que resume la cara de mi hija. Y no puedo más que sonreír al verla tan contenta.

Todo fue perfecto, incluso mejor de lo que yo esperaba. Hasta estos donuts rosas resultaron ser perfectos y combinar con la paleta de colores de Trolls.

Es curioso ver cómo nuestros hijos acaban copiando todo lo que ven. Aquí, la Menor decidió que ella iba a ser la pintacaras oficial ese día y se dedicó a maquillar a sus amigas con un kit muy cuco que le regalaron. Me encanta su cara de concentración perfectamente retratada por Anahid. Podéis ver su trabajo en su Instagram aquí y aquí en su cuenta personal dónde la veréis con sus cuatro hijos (ahora entendéis por qué me gusta tanto además de la calidad de su trabajo),

Lo que es seguro es que fue tanto para mi hija como para mí un MUY FELIZ CUMPLE. Eso es innegable…

Hasta hubo tiempo para hacer el ganso y sentirme parte de un circo por unos segundos.

Ojalá pueda vivir otros 32 años rodeada de tantos amigos y tanta felicidad.

El Cuarto está deseando volver a repetir…

Gracias a mi marido por aguantarme antes, durante y después de la celebración. Las que visteis mi stories, os conté que me llevé a casa toda esa preciosidad de guirnalda de globos porque simplemente no podía dejarla ahí, aún habiéndome dicho mi marido que ni se me ocurriera llevármela a modo de cabecero de la cama.

Gracias, cielo.  ¡Somos un gran equipo!

Gracias también a mis hijos por aguantarme que ellos también tuvieron su parte jeje aunque, por contra,disfrutaron luego un montonazo saltando por las colchonetas y haciendo el monger.

Gracias también a mi amiga y vecina Cris por estar en un día tan importante para mí, pero sobre todo por estar siempre. Desde para pedirte un poco de sal, que me cortes una calabaza , que me cuides los niños mientras voy a un recado o ir juntas a zumba los jueves por la noche. Eres la vecina que siempre soñé y doy gracias a Dios por ello porque las que vivimos aquí sin familia nos tenemos que apoyar.

Y con estas imágenes tan bonitas…

que espero que os hayan gustado tanto como a mí, espero que os haya gustado la versión extendida de nuestro cumpleaños.

Gracias a Kukostudio por este saco tan chulo que me personalizó para la cumpleañera.

Ahora ya va tocando el momento de despedirme de estos rincones tan bonitos…el fucsia de mi hija de Trolls..

El mío con sus rositas…

La mirada curiosa del Cuarto…

Y la cara de mi hija de: Oops, I did it again! 

MIL GRACIAS A TODAS POR HACER POSIBLE ESTE DÍA!

Fotografía: Anahid Rojas.

María

1Pingbacks & Trackbacks on 4 cumpleaños de La Menor y 32 de su mami

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Comment *