Hoy va otro de cosmética para niños, mamis. ¡¡Sí, es mi pasión!! jeje (junto con la moda infantil). He tenido la suerte de conocer de cerca los productos de una nueva marca mallorquina llamada Loveco y quiero compartirlo con vosotras. Es una pequeña empresa familiar que tiene productos formulados con extractos y mantecas vegetales prensados en frío y cera de abejas. Quizás por eso sus productos no huelen o tienen un aroma súper suave. 
Porque si queremos para nosotros los mejores productos libres de químicos, ¡ cuánto más no los querremos para nuestros hijos!
Así, esta empresa utiliza ingredientes presentes en la naturaleza para calmar, suavizar, nutrir, proteger y reparar la piel de los niños.

Fijaos en los ingredientes que lleva cada producto. Reconoceréis todos ellos fácilmente. Ningún nombre extraño de pronunciar (clave según el libro que leí sobre sustancias nocivas, del cual ya os hablé en este post, para saber que son ingredientes saludables).

1) Gel de baño y champú: lleva aceite de coco, oliva y jojoba prensado en frío. Gracias a ello, este producto es apto para niños con pieles atópicas ( por ahora 3 de mis 4 hijos). Es bifásico y huele como a naturaleza, no sé cómo explicarlo. A mí me recuerda a una cesta de productos naturales que me regaló mi tía abuela cuando hice la Primera Comunión (imaginaos mi capacidad de acordarme de olores!). Deja el agua como turbia al añadirlo, pero con un olor muy agradable y la piel del Cuarto se queda luego suavecita.

2) Aceite corporal con jojoba: lleva aceite de onagra y jojoba. El primero es un ingrediente que ya había visto presente en otros productos de cosmética para niños, así que me voy familiarizando poco a poco con ingredientes cada vez más naturales. Yo lo uso para dar masajitos al Cuarto porque me encanta ese momento del día con él, pero en realidad, lo puede usar tranquilamente toda la familia que somos de piel sensible o atópica. Cura y da una nutrición que dura bastantes horas. Es inoloro.

3) Crema de culito ( o bálsamo protector) : está formulado con extractos, aceites y mantecas vegetales como el aceite de girasol, cera de abeja, manteca de karité (de la que me declaro muy fan para las estrías de mi tripa) , aceite de coco , soja y sésamo, vitamina E, extracto de caléndula, manzanilla y hierba de San Juan.
 Todos estos ingredientes hacen que se prevenga la irritación del pañal y sea ideal para tratar la piel atópica. Crea una barrera que impide que la piel esté húmeda. Huele muy suave,como a cera de abejas. Aunque está pensado especialmente para niños también se puede usar para la piel seca o agredida de los adultos.
Quizás nos sorprenda el formato de lata pues estamos acostumbrados al tipo tubo pasta de dientes, pero la verdad que es bastante cómodo porque es pequeñito. A mí me ha sorprendido. Quizás cuesta un poco más de extender que otras cremas de culito, pero también me da la sensación de que penetra como mejor en la piel, oye.

4) Bálsamo reparador: esto ya es un nivel más en tema irritación del pañal, cuando el anterior producto no es suficiente pues la piel del culito de tu bebé está en carne viva casi (cosa que es muy fácil que suceda por otro lado). Entonces pasamos a este producto inoloro rico en óxido de zinc que es un polvo mineral que ayudar a sanar más rápido las irritaciones de la piel. Lleva también almidón de maíz. Como véis, todos los ingredientes son de “nombres normales” (buena señal).

5) Bálsamo de carita y labios en stick: el tamaño de este producto es perfecto para llevarlo en el bolso o bolsillo e irlo aplicando cuando veas que tu bebé o niño tiene labios secos y agrietados o mejillas rojas, secas o a veces incluso, que sangran de la sequedad como le sucede a La Menor en invierno. No huele a nada porque está hecho con ingredientes naturales y nutritivos como aceite de girasol, cera de abeja, manteca de cacao, aceite de coco y vitamina E.

¿Os animáis a probar estos productos orgánicos para vuestros bebés o toda la familia, incluso? ¡yo estoy encantada con ellos, desde luego! 

María

Comments are closed.